EL DERBY LA CARRERA MAS IMPORTANTE DE LA HIPICA

Lima 02 de Noviembre del 2015 Por: Frank Mori Fernández

Desde su  creación en Europa y su primera versión en nuestro país en el año 1903-Hipodromo de Santa Beatriz el "Derby" ha sido la carrera de mayor trascendencia, reúne a lo más selecto de la generación tres añera. Por las arenas de los hipódromos del Perú han sido coronados con el de hoy 113 pura sangres que han sido los líderes de sus generaciones.

Los que tuvimos la fortuna de asistir hoy a Monterrico apreciamos un marco espectacular, el coloso de Surco estaba repleto de palmo a palmo, algo que nos alegró mucho ya que en una hípica tan venida a menos como la nuestra este tipo de marcos germinan esperanza, esperanza de que algún día no tan lejano el hipismo recobre el sitial que alguna vez tuvo y que merece gracias al empuje de los hípicos que semana a semana esbozan y ejecutan esfuerzos para que la fiesta del turf continúe.

El resultado de la carrera de hoy tuvo cuatro artífices, Sergio Ripamonti futre peruano que año a año apuesta por comprar los productos con mayores cualidades de los harás locales, el que gano hoy es un linajudo hijo de Private Held y Aarus por Six Zero del H.Los Azahares, el Team Suarez que se hizo todo prolijo en el entrenamiento del castaño Nieto Mireyo, sus aprontes indican seriedad y coherencia en el trabajo impregnado, Jose Monteza jockey con innatas cualidades para la conducción del caballo de carrera, hoy fue su tarde más gloriosa, cierto es que tiene una campaña con irregularidades pero que no vienen al caso mencionar ya que estamos desarrollando una proeza y estas se elevan de los defectos, y por supuesto NIETO MIREYO el potrillo “que siempre estuvo”, el más guapo, el que llego volando, el que dio el salto de calidad, el mejor de la carrera y de su generación.

La carrera fue vibrante, esa primera curva con más de cuatro caballos sin darse tregua y esa recta final donde había un “casi fijo” rival con más de cinco cuerpos y el ahogo del grito de victoria que cayó en esos últimos veinte metros fueron el corolario que dio la mejor carrera del año del escenario local, los detalles cada uno los tiene en su cabeza a concepto propio.

El Derby fue una carrera que desdibujo a los competidores que tenían las preferencias de los especialistas de la prensa hípica y de muchos sesudos hípicos, así fue que los ganadores de las coronas previas: Suspiro Limeño, El Armenio y Espiritualmente nunca asomaron como protagonistas de una carrera donde por obligación debieron de animar.

Es por eso que la hípica como pasión nunca podrá obedecer razones y es quizás este misticismo que la envuelve la que nos mantiene atrapados, siguiéndola y añorándola semana a semana.

Para concluir, algunas consideraciones finales:

El resultado indica claramente que los productos extranjeros son superiores hasta los 2000mts y que de ahí en adelante la crianza local se torna más importante y dominante.

El ganador del Derby y su escolta tienen un futuro promisorio, ambos hicieron un carreron y merecen los mejores conceptos y calificativos.

ImprimirCorreo electrónico

Suscribete a nuestro newsletter